Harper's Bazaar
Buscador

Ivanka Trump y Serena Van der Woodsen: 10 puntos en común

Laia Cenea
Imprimir
Twitter
Facebook
GooglePlus
Pinterest

Ivanka Trump y Serena Van der Woodsen: 10 puntos en común

Aunque al tiempo de hacer su cameo en la tercera temporada de Gossip Girl Ivanka Trump se definía como un cruce entre Blair Waldorf y Lily Van der Woodsen -personaje que llegó a lucir parte de su línea de joyas en la serie-, salta a la vista que la hijísima de Donald Trump tiene muchos más puntos en común con Serena.

1- Familias con vidas (casi) paralelas. Tanto Ivana (la madre de Ivanka) como Lily (la de Serena) tienen bastante que ver: ambas acumulan varios matrimonios a sus espaldas (tres cada una para ser exactos), traumáticos y públicos procesos de divorcio que no en vano las convirtieron en millonarias gracias a los prolíficos negocios de sus (ex)maridos. Ivana, que estuvo casada con Donald Trump algo menos de quince años -de 1977 hasta el 91, cuando se descubrió su affaire con Marla Maples-  recibió casi 25 millones de euros en efectivo más cinco millones de euros anuales de pensión alimenticia, la mansión familiar de Connecticut y parte de la de Mar-a-Lago, la casa con 118 habitaciones ubicada en Palm Beach, Florida, que le sirve como club privado de playa a parte de la élite estadounidense. En el caso de Lily, cuyo personaje está supuestamente inspirado en la icónica Gloria Vanderbilt, los números son menos claros pero el nivel de vida es similar.  En otro orden de cosas tanto Ivana como Serena tienen un hermano pequeño de nombre Eric.

2. Educación exclusiva. Ivanka se educó hasta los 15 años en la exclusiva Chapin School, sita en el Upper East Side neoyorquino, una escuela para chicas -en la que también estudiaron Jackie Onassis, Sigourney Weaver, Vera Wang o la Reina Noor de Jordania- que justamente podría haber servido de inspiración para ambientar la ficticia pero no menos prestigiosa escuela Constance Billard en la que cursaba sus estudios Serena. 

3- Socialités de la escena neoyorquina. Antes de convertirse en empresaria, devota madre y esposa, e hijísima primera de su país, Ivanka gozaba de una intensa y aireada vida social en la Gran Manzana. Allí la hemos visto asistiendo a fiestas de moda (como la Fashion's Night Out), estrenos de cine, eventos benéficos y demás. Más o menos en la línea de Van der Woodsen.

 

GettyImages-621040362

Ivanka Trump y Wendi Deng posando juntas entre bambalinas en la gala del MET de 2008.

4- Mejores amigas de armas tomar. Mientras la bestie de Serena era la siempre maquiavélica Blair Waldorf, Wendi Deng es la confidente de Trump desde hace más de una década. Exmujer de Ruport Murdoch, nacida en China, catorce años mayor que Ivanka y a quien se ha relacionado recientemente con Vladimir Putin (el Chuck Bass de todo esto), Deng parece ser todavía más ambiciosa y retorcida que Waldorf a juzgar por las historias filtradas a los tabloides en los últimos años -entre ellas su obsesión y supuesto escarceo con el ex primer ministro británico Tony Blair, lo que se supone le costó el divorcio-. A pesar de su mala fama, Wendi suele pasar sus vacaciones junto a Ivanka y su tradicional familia -el verano pasado estuvieron juntos en Croacia- y fue de las primeras en pisar su nueva residencia en Washington, ubicada en el mismo barrio donde viven los Obama.

5- Predilección por los chicos malos…y mayores que ellas. El historial de Van der Woodsen es mucho más abultado y escandaloso que el de Trump, pero la hija del presidente de Estados Unidos tiene un currículum amoroso mucho menos inmaculado del que le gustaría a su entorno. Su primer novio reconocido, el ahora reconocido productor Bingo Gubelmann, con el que estuvo saliendo en la universidad, se vio implicado el año pasado en un escándalo de drogas junto al bajista de Maroon 5. El actor Topher Grace, Sean, el hijo de Pierce Brosnan, y el ciclicta Lance Armstrong, bastante mayor que ella y al que conoció mientras participaba en "The Apprentice" (formato televisico producido y presentado por su padre), son otras de las personalidades con las que Ivanka compartió su vida antes de casarse con su actual marido y padres de sus tres hijos: Jared Kushner.

6- Vocación política. Ivanka ha jugado un importante papel en la carrera tanto empresarial como especialmente política -visto que muchos la consideran la verdadera primera dama de Estados Unidos a propósito de su explícito rol de consejera- de su padre. Una vocación que comparte, en parte, con Serena; la misma que llegó a participar activamente en la campaña como congresista de Tripp Van der Bilt, amante accidental, y primo de su primer amor Nate Archibald.

7- Amantes de la moda. En el plano puramente profesional Ivanka llegó a fundar su propia firma de moda, negocio que de momento ha aparcado hasta próximo aviso, mientras Serena lo más cerca que estuvo de un puesto serio en el sector fue conseguir una entrevista de trabajo para Tory Burch.

8- Y modelos. En sus años mozos -fichó por la agencia NEXT a los 14 años-, Ivanka fue musa de Tommy Hilfiger y asidua en los desfiles de Thierry Mugler o, esporádicamente, Versace. Llegando a protagonizar editoriales junto a top models de la época como Guinevere Van Seenus, Shalom Harlow y Bridget Hall, y posar ante el objetivo del ya por aquel entonces muy polémico Terry Richardson. Vale, la carrera de Serena fue mucho más efímera, pero llegó a pisar una pasarela de la mano de Eleanor Waldorf. 

GettyImages-80933533

Blake Lively como Serena Van der Woodsen con vestido de Ralph Lauren en una escena de Gossip Girl.

9- Estilos parecidos. Ralph Lauren, Carolina Herrera, Oscar de la Renta y Altuzarra son solo algunas de las firmas que ha venido luciendo últimamente Ivanka en actos oficiales y demás apariciones públicas (en el pasado la hemos visto, además, apostando por diseños de Alexander Wang, Rebecca Taylor, Versace o Monique Lhuillier). Un estilo clásico y más bien conservador, perfilado gracias a su estilista Cat Williams, formada a las órdenes de Christine Centenera y Micaela Erlanger. Sobre la alfombra roja uno de sus creadores de cabecera ha sido siempre J.Mendel, el mismo que vistió en repetidas ocasiones a Serena a lo largo de las cinco temporadas que duró de Gossip Girl. Christian Louboutin, Roland Mouret y Ralph Lauren son otros de los diseñadores que siempre han tenido en común. 

10- Y hasta mismo vestido...Sí, Ivanka y Serena apostaron una vez por el mismo vestido. Un Carolina Herrera de la colección de Otoño-Invierno 2010 que Trump se puso para asistir a una gala benéfica organizada por Elton John y que Van der Woodsen llevó a en aquel famoso baile de máscaras en el que Jenny (Taylor Momsen) y Juliet (Katy Cassidy) se alían para destapar el triángulo amoroso formado entre Serena, Dan y Nate.

APP Bazaar Boton Siguenos en Facebook bt-Larios0717
Ver más articulos